En muchas ocasiones cuando alguno encuentra uno de esos famosos Barn Finds con algún modelo de gran rareza lo mejor que puede pasar es que solo necesite un pequeño lavado, pero en el caso de este raro Bricklin SV-1 olvidado dentro de un garaje durante más de 20 años eso precisamente es un importante problema, porque la cantidad de suciedad acumulada ha hecho que sea uno de los coches más repugnantes con los que Larry Kosilla y su equipo de AMMO NYC ha tenido el placer de trabajar.

Para ponernos en situación este Bricklin SV-1 fue el proyecto de un importador de modelo Subaru llamado Malcom Bricklin, que tuvo la gran idea de crear su propio deportivo y el resultado fue este afilado modelo con cierto parecido al DMC DeLorean, con puertas tipo alas de gaviota y un morro mucho más afilado con faros escamoteables. Aunque no fuera ninguna maravilla a

La fuente: Caranddriver Ir al Articulo

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here