Dado que están fabricados con diferentes compuestos a los que les afecta el paso del tiempo podría pensarse que los neumáticos tienen fecha de caducidad. Un aspecto clave en este sentido hace referencia a sus condiciones de almacenamiento y sobre todo a circunstancias como la temperatura, humedad, posición, etc, a lo que se añaden durante su uso las condiciones climatológicas, tipo de carretera por la que se circula, modelo de vehículo y su geometría (alineación), presión de inflado, condiciones de carga, etc.

Neumáticos con muchos años

En cualquier caso, señalan desde la Asociación Nacional de Distribuidores e Importadores de Neumáticos (ADINE) que si los neumáticos están bien almacenados estarán en condiciones perfectas de uso cuando sean montados en un vehículo, sin que les afecte el tiempo transcurrido.

Como son el único punto de contacto entre el vehículo y la carretera, hay que revisar su estado y prestar una atención especial a

La fuente: Caranddriver Ir al Articulo

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here