Si algo entendió muy bien George Russell es que ser piloto de Mercedes no te garantiza nada. La salida de Pascal Wehrlein por la puerta de atrás y los problemas de Esteban Ocon para encontrar un asiento a pesar de las buenas actuaciones del francés le hicieron comprender que si quería un futuro a largo plazo en Fórmula 1, debía ser él el que se buscase la vida.

Futuro en Fórmula 1

Y así es como Russell llegó a Williams. Un histórico de la F1 en horas bajas que contaba con el beneplácito de Mercedes. Un lugar idóneo para crecer con la presión justa de la exigencia de resultados que sí tendría en otros equipos.

George llegó como un soplo de aire fresco a Grove. No solo rompía la negativa tendencia del equipo de contratar pilotos de cuestionable valía únicamente por pagar más por el asiento, sino que el campeón

La fuente: Caranddriver Ir al Articulo

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here