Se llaman alzadores y se utilizan cuando el niño ha crecido y las sillitas infantiles para coche se han quedado pequeñas. Su empleo es legal a partir de los cuatro años, siempre que esté homologado y el menor pese más de 15 kilos.

Sin embargo, para la Organización de Consumidores y Usuarios OCU utilizarlos en lugar de la sillita es una decisión que no recomiendan. Tampoco desmontar el respaldo de aquellas sillitas que lo permiten.

Alzadores de coche para niños

Según esta organización los alzadores no garantizan una protección suficiente al niño en caso de un impacto lateral, un tipo de siniestro relativamente habitual en las ciudades.

A media que el niño va creciendo la forma correcta de actuar debe ser adquirir modelos de sillitas más grandes, las correspondientes a los grupos dos y tres, es decir adaptadas a sus nuevas medidas. Esta es la opción más segura y desde

La fuente: Caranddriver Ir al Articulo

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here