Icon SportswireGetty Images

Cuando Romain Grosjean salvó la vida de forma milagrosa en Bahréin, y se supo que no iba a poder despedirse de la Fórmula 1 pilotando, Toto Wolff tomó la voz cantante prometiendo al piloto francés que si no se podía despedir sobre el Haas, él le daría un test sobre un Mercedes para que pudiese decir adiós como merecía.

Cambio de planes

Grosjean acabó encontrado programa en la Indycar, lo que no hizo variar los planes de Toto Wolff que planeó junto al piloto el mejor momento de hacerlo: en el Gran Premio de Francia. Con su público en las gradas, Toto y Romain habían pensado en unas vueltas a modo de show antes de la carrera, realizándose dos días más tarde un test sobre Paul Ricard con el que el piloto podría rodar hasta hartarse sobre el W10 campeón de la

La fuente: Caranddriver Ir al Articulo

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here