Desde que Liberty Media llegó a la máxima categoría del automovilismo en 2017 dejo muy claro que una de sus prioridades era el mercado estadounidense y, por esa razón, los máximos dirigentes de la categoría creen que conseguir algún piloto de calidad sería bastante importante para los aficionados locales.

En busca de talento estadounidense

El último piloto de Fórmula 1 con nacionalidad estadounidense fue Alexander Rossi, quien pilotó para Manor Marussia en 2015. Desde entonces, la categoría ha estado vacía de pilotos estadounidenses, pero según ha revelado Stefano Domenicali, la intención es dar la bienvenida a alguno en un plazo de tiempo no muy largo.

Estas fueron las palabras del actual presidente de la Fórmula 1, Stefano Domenicali, al respecto: Estamos trabajando con equipos, tratando de entender cuál es realmente la posibilidad de que los pilotos estadounidenses llamen su atención en el corto plazo”.

El italiano considera que las posibilidades de que un piloto

La fuente: Caranddriver Ir al Articulo

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here