Tal vez sea la herencia de la marca, la historia inglesa o que James Bond tuvo un poco de influencia, pero cualquiera que sea la razón, la deportividad, el lujo y la elegancia de Aston Martin son innegables. Una muestra de ello es el nuevo V12 Speedster.

Aston Martin

El V12 Speedster toma de ejemplo un hito y una sensación en la historia de la competición de Aston Martin, el DBR1, vehículo que ganó las 24 horas de LeMans, los 1,000 kilómetros de Nürburgring en 1959 y reportó victorias durante 1957 y 1958.

Debido al peso del legado del DBR1, puedes solicitar el V12 Speedster con la esencia del modelo de antaño. El color Aston Martin Racing Green, y los círculos en blanco sobre el cofre y los costados, son un distintivo que te hace saber que se trata de tan especial edición. Eso sí, ten en cuenta el precio,

Fuente: Digital Trend Ir al Articulo

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here