Clive Mason – Formula 1Getty Images

Desde los test de Bahréin el equipo Ferrari siguió una tendencia en sus comunicaciones que claramente respondía a una directriz. Sí, el SF21 era una mejora respecto al monoplaza de 2020, pero había que rebajar el nivel de euforia.

Mejor de lo esperado

Así actuó de forma comedida uno de los mayores portavoces del equipo, Marc Gené, que se encargó de recordar una y otra vez que ya sabían que el monoplaza era muy competitivo a una vuelta, pero que había aún trabajo que hacer en las tandas largas. Dicho de otra manera, poniéndose la venda antes de la herida por lo que pudiera pasar en carrera.

Ferrari era conocedora de que tenían un problema con el desgaste de las gomas y tenían asumido que iban a sufrir al final de los relevos. Pero a la hora de la verdad,

La fuente: Caranddriver Ir al Articulo

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here