Esta cifra redonda ha correspondido al primer Mercedes Clase S Maybach de nueva generación que sale de las líneas de producción de la planta de la marca en Sindelfingen, Alemania, que se inauguró el pasado mes de septiembre.

En los últimos 75 años se han producido un total de 50 millones de vehículos de las marcas Mercedes-Benz y smart, algo que ha sido posible gracias a una red de producción global formada por fábricas de automóviles situadas en todo el mundo.

Fabricación flexible

Todas estas instalaciones funcionan coordinadas. Por ejemplo, existe la posibilidad de desahogar la producción y transferir su capacidad entre las distintas plantas en función de la demanda del mercado.

Los vehículos con diferentes tipos de motorización ya salen de las mismas líneas de producción y los métodos y procesos de producción se siguen desarrollando y digitalizando continuamente. Como resultado, podemos conseguir sinergias, reducir costes y, sobre todo,

La fuente: Caranddriver Ir al Articulo

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here