https://cdn-1.motorsport.com/images/amp/24vnyjq6/s6/ferrari-sf1000-engine-detail-1.jpg

La Fórmula 1 sigue con los motores apagados y así seguirá hasta el primer filming day, pero e  jueves serán uno de los temas de conversación en una importante reunión de la Comisión de la F1 con vistas a la congelación de las unidades de potencia a partir de 2022.

Un tema delicado que repercutirá en la jerarquía técnica y en el que Mercedes, Ferrari, Renault y Red Bull –que representará de forma independiente a Honda– acudirán dispuestos a defender sus intereses.

La primera valoración afecta a Red Bull, que gracias a la congelación podría seguir con los actuales motores, aunque con cambio de nombre y responsabilidades. El tándem Marko-Horner, que hace un año clamaba para que la FIA no introdujera ninguna restricción en el desarrollo –ya que Honda tenía que recuperar terreno– ahora pide la congelación tras el anuncio de la salida del fabricante nipón.

La idea básica sobre la congelación de las unidades de potencia es clara: se prolongará de 2022 a 2024 para

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here