La historia de la Fórmula 1 se nutre de numerosos proyectos que tuvieron un paso efímero por la categoría. Pocos recuerdan la breve presencia del histórico circuito de Avus. O incluso del conjunto de carreteras que se unieron para formar el circuito de Ain-Diab, sede del Gran Premio de Marruecos de 1958. En la última década la F1 también ha visto nacer y morir los proyectos de Yeongam y Buddh, que pretendían asentar el Gran Circo en Corea del Sur y la India, el primero de ellos con un innovador circuito urbano que carecía de urbe.

También son numerosos los proyectos que mueren sin que se mueva una sola piedra. En los últimos años, quizás el más significativo ha sido el circuito de Gales, que logró apropiarse del Gran Premio de Reino Unido de MotoGP, pero que no consiguió vencer las trabas burocráticas del gobierno local.

Robo de secretos de

La fuente: Caranddriver Ir al Articulo

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here